En función del medio de transporte aplicará la normativa IMDG para transporte marítimo, DGR para transporte aéreo, ADR para transporte terrestre, ADN para transporte por vía navegable o RID para transporte ferroviario. Para una mercancía puede haber diferentes tratamientos en función del medio de transporte por lo que cuando se opera más de un medio para una misma operativa de transporte internacional hay que asegurar el cumplimiento durante todas las fases del proceso.